Comparten Guillermo y Ulises sabiduría

Como luchadores fueron grandes exponentes del deporte mexicano, mientras como entrenadores Guillermo Torres y Ulises Barragán sentaron las bases de la lucha jalisciense que se proclamó campeona con una cosecha arrolladora de 16 oros en la Olimpiada Nacional.

Memo Torres triunfó como luchador en el pasado; hoy transmite sus conocimientos y habilidades en su faceta de entrenador.

"Las dos cosas se me hacen muy chidas. En la parte de entrenador tienes más estrés, porque es la responsabilidad de un resultado que depende de otras personas. Y cuando compites, nada más te ocupas de subirte, luchar, bajarte y descansar", dijo Torres.

Para el ex luchador, la labor que lleva a cabo desde hace 10 años es muy gratificante, pero frustrante a la vez.

"Quieres que hagan tantas cosas que a veces no les salen y empiezas a pensar como que soy malo, no sé enseñar", mencionó.

Sin embargo, Memo no se queda ahí y busca que sus deportistas dispongan de las herramientas y los conocimientos que él echó de menos en su carrera deportiva.

"Cuando estuve más grande sentí que me faltaron muchas cosas: coordinación y técnicas en el suelo. Combinaciones de un agarre a otro, de diferentes agarres al cuerpo. Orientación, acrobacia, movilidad. Más equilibrio en los pies, fuerza en el core", agregó.

"Como a mí ya me pasó y perdí muchas veces por esos detallitos, trato de enseñarles los detalles que me afectaron a mí, eso más la solución, más la herramienta para no caer en eso", continuó.

Ahora, sus alumnos ya lo vencen cuando se baten en un combate y, aunque le da coraje perder, le alegra que aprendan los trucos que alguna vez, a él lo llevaron a cumplir el sueño olímpico.

"Me hace sentir muy orgulloso, me honra y me hace sentirme contento de lo que los niños logren. No tanto por lo que yo hice, sino por lo que ellos pueden lograr con lo que yo pude enseñarles", concluyó.


CONÓCELO
Guillermo Torres
32 años
Entrenador de lucha estilo libre
Artemarcialista en Combate Américas
Olímpico en Londres 2012
Plata en JP Guadalajara 2011


Alguna vez Ulises Barragán dominó en el tatami, actualmente dedica sus días a formar a los próximos campeones.

"Cuando era atleta, pues obviamente disfrutaba mucho el luchar, el ganar, honestamente sí era bueno, duré desde el 2001 hasta el 2014 en el equipo nacional, perdí con muy poca gente aquí y disfrutaba mucho eso.

"Ahora con mis atletas, creo que es algo diferente, porque antes era yo solo y no sentía tanta presión, pero ahora al tener que dar un resultado, a veces también me presiono y eso es algo que me gusta, o sea, esa presión, esa competencia", aseguró Barragán.

Ulises comenzó a desempeñar la labor de entrenador desde que era luchador, en 2008, pero fue hasta el 2014 que se convirtió en instructor de tiempo completo, una profesión que le ha dejado mucho y a la que le ha dado todo por ver triunfar a sus alumnos.

"Ha sido algo complicado, pesado, pero me gusta, lo disfruto bastante. Ha sido algo muy bonito también. Convivir con los niños, enseñarles lucha, es algo increíble que no cambiaría por nada", mencionó.

Pero su trabajo no sólo se enfoca en el entrenamiento, en ocasiones también le toca trabajar con sus atletas en temas psicológicos.

"A la falta de un psicólogo, pues nosotros mismos los motivamos, les llenamos la cabeza de pensamientos positivos. El atleta ya tiene que tener bien definidas sus estructuras mentales-psicológicas, cómo calmarse, cómo saber identificar cuáles son sus aspectos positivos y negativos, y los de su rival. Entonces eso se les enseña a ellos, porque muchas veces se ponen nerviosos aquí", agregó.

En la Olimpiada Nacional, sus luchadores lograron tres oros y dos platas.

CONÓCELO
Ulises Barragán
33 años
Entrenador de lucha grecorromana
Ex luchador del estilo grecorromano
Bronce en JP Guadalajara 2011


Dan el ejemplo

No hace más de una década que Memo y Ulises se retiraron de los colchones y eso, más la edad, les ha permitido enseñar desde la práctica y no sólo con las palabras.

"Es importante que yo todavía pueda luchar con ellos porque es más fácil enseñar cuando luchas, cuando tú eres el que demuestras", dijo Barragán, quien se retiró hace cinco años.

Durante los combates en la Olimpiada Nacional, Ulises aconsejó a sus alumnos desde la esquina y cuando pudo, les recordó uno que otro movimiento para que tuvieran un mejor desempeño. Pero fue Memo quien más contacto tuvo con los luchadores.

Entre pelea y pelea, el entrenador impartió sus conocimientos a sus pupilos de manera practica. Un día se midió con Axel Medrano, al siguiente con Ileana Aguilar y otro con Diego Sandoval.

"La experiencia cuerpo a cuerpo, hablando en la lucha, es todavía más grande que cuando tú le enseñas una cosa hablada o explicada. Ellos se dan cuentan de esos detallitos y es más difícil que los olviden", relató Torres.

Al final, los tres luchadores lograron el oro en su categoría.

¿Qué hacen?
Memo: Formación de las bases motrices y técnicas de los niños de lucha de la categoría infantil 12-13.
Ulises: Enseñanza de las primeras técnicas complejas de la división escolar.

 

Claudia Cuevas | Cancha

Por: Redacción

Encuesta

¿Qué tanta confianza le genera a usted las acciones de gobierno federal en estos primeros seis meses?

Notas recientes

Facebook
Comentarios